Ruta del Vino Ribera del Duero: una experiencia de enoturismo

14 Sep 2015 Jennifer García 1 Comentario

Las formas de practicar turismo en España son infinitas. Actividades de aventura, senderismo, turismo cultural, histórico…hasta el vino tiene su propia clase… Y precisamente de esta última posibilidad es de la que vamos a hablar, centrándonos en la archiconocida Ribera del Duero. Esta zona es una de las más visitadas en este sentido y de la que salen algunos de los mejores vinos de España, muchos de ellos incluso con su propia Denominación de Origen.

Pero conozcamos un poco más esta zona. Se extiende por 115 kilómetros entre las provincias de Soria, Burgos, Segovia y Valladolid produciendo en 2010 más de 56 millones de litros.

¿Cómo descubrir esta zona para conocerla mejor? Existen muchas posibilidades. Vayamos una a una.

vino

Bodegas que visitar

Estas instalaciones son auténticos templos para los amantes del vino. Además también se convierten en las rutas más interesantes e importantes para descubrir mejor todo sobre la zona y el vino que se produce en ellas. Pero es que además estas rutas por bodegas incluyen pequeños cursos de catas, recorridos por los kilométricos viñedos donde se crían las uvas que posteriormente acabarán transformándose en este caldo divino. Es difícil quedarse con una reducida selección de bodegas, pero hoy hemos decidido elegir tres que deberás visitar si te animas a viajar a la Ribera del Duero.

Bodegas Viña Mayor

viña mayor

Fuente: Bodegas Viña Mayor

Aunque parezca que las bodegas son lugares cargados con siglos de historias a las espaldas, también las hay modernas, como la propuesta de Bodegas Viña Mayor en Quintanilla de Onésimo (Valladolid). Con más de 20 años de trayectoria profesional, sus instalaciones se han modernizado convirtiéndose en una bodega puntera donde la intensa iluminación, las proyecciones y los recursos multimedia, hacen que el recorrido sea un espectáculo para todos los sentidos. Por supuesto, esta visita incluye un paseo por los viñedos, responsables directos de uno de los mejores vinos de la Ribera del Duero.

Real Sitio de Ventosilla

ventosilla

Fuente: Real Sitio de Ventosilla

¿Por qué hacer el recorrido a pie? Mejor en un coche 4×4 que nos muestre más espacio en menos tiempo ¿no? Además el Real Sitio de Ventosilla es la finca con la mayor plantación de viñas de todas las bodegas que existen en la Ribera del Duero, con 3.000 hectáreas. Interesante es saber que durante mucho tiempo, esta finca fue propiedad de Isabel la Católica, hasta que pasó a  manos del Marqués de Denia, quien construyó un palacio donde se alojaban los monarcas cuando visitaban la zona.

Impactante será visitar la sala donde se almacenan más de 6.200 barricas de roble americano. El recorrido por supuesto no puede terminar de otra forma que con una cata de vinos. Te darán la posibilidad de degustar dos caldos cultivados en la misma finca para que te lleves un fantástico sabor de boca.

Prepara una visita a Gumiel de Mecado y no dudes en pasarte por esta finca.

Casas rurales en Gumiel de Mecado »

Bodegas Protos

protos

Fuente: Bodegas Protos

La propuesta de esta bodega en Peñafiel (Valladolid) combina lo tradicional con lo vanguardista. Su arquitectura, con pinceladas tanto de antaño como actuales, son claves para convertirla en una visita obligada. Curiosa es la bodega excavada en una montaña y a la que se va accediendo a través de una serie de túneles. Historia y tradición que se entremezclan con otro espacio más moderno donde elaboran vinos con maquinaria más actual. Por supuesto, la visita termina, como no podía ser de otra forma, con una cata de dos vinos, uno tinto de crianza y otro blanco de Rueda. Y tras abrir boca con ambos caldos, qué mejor manera de continuar el día que con una comida en Peñafiel donde los platos tradicionales conquistarán a tu estómago.

Casas rurales en Peñafiel »

Catas de vino

Prácticamente la mayoría de bodegas que visites en Ribera del Duero te ofrecerán la opción de disfrutar una cata de vinos pero, ¿sabes cómo se hace una verdadera cata de vinos?

Una correcta cata de vinos tiene tres fases determinantes. El primer paso es el visual. Vuelca ligeramente la copa hacia ti y sitúala en algún punto donde haya un fondo blanco. Ahí deberás estudiar su color: si es violáceo, el propio color te indica que es joven. A medida que se vaya oscureciendo, el vino será más viejo.

De la vista pasa al olfato. Mueve ligeramente la copa y concéntrate en el olor que desprende. Tendrás que identificar tres estilos: los primarios, es decir, los que te recordarán a flores, frutas, vegetal o especias; los secundarios, como mantequilla, jabón o levadura y los terciarios: cuero, tabaco, café o cacao.

Y por último, llega la mejor parte, la fase gustativa. Échate a la boca un poco de vino y mantenlo ahí durante unos minutos e identifica si hay burbujas. Muévelo y si te pica la punta de la lengua, es que será joven.

Son tan solo unos sencillos consejos para iniciarte en el mundo del vino y las catas.

Rutas por la Ribera del Duero

Pero la Ribera del Duero no es solo vino. El encanto de muchos de sus pueblos convierten a esta zona en un atractivo turístico envidiable. Por eso, ya que vienes hasta la Ribera a dar placer al paladar, da un caprichito a tu vista y que disfrute de estas localidades.

Gumiel de Izán (Burgos) a 10 kilómetros de Aranda de Duero

 

Situado a 12 kilómetros de Aranda de Duero, desde el año 1965 está catalogado como Conjunto Histórico Artístico. De Gumiel de Izán es interesante visitar los dos puentes que se levantan sobre el río Gromejón y recorrer las calles de este municipio de 590 habitantes donde se conserva la arquitectura tradicional de las viviendas tradicionales.

Haza (Burgos) a 28 kilómetros de Aranda de Duero

Bajo la influencia del río Riaza, afluente directo del Duero, Haza es una de las fortalezas más importantes de la zona aunque actualmente esté habitado tan solo por menos de una treintena de personas. Aun así, todavía se conservan lugares históricos dignos de una visita. Entre ellos: el castillo del siglo XV o la Iglesia de San Miguel, que forma parte de la muralla local.

Langa de Duero (Soria) a 35 kilómetros de Aranda de Duero

Langa de Duero

Fuente: Rigel

Cambiando de provincia, pero siguiendo el curso del río Duero, Langa de Duero en Soria, habitado actualmente por casi 800 personas, es receptor habitual de turistas que dedican su tiempo a conocer la zona haciendo senderismo. Pasear por sus campos es hacerlo por un mar de viñas que acabarán por transformarse en litros y litros de vino. De ahí que sea frecuente encontrar múltiples lugares, la mayor parte de ellos reconstruidos, así como bodegas tanto superficiales como excavadas en las rocas.

Casas rurales para recorrer la Ribera del Duero

Muchos alojamientos sabiendo del interés que tienen los turistas en el vino y todas las actividades que giran en torno a él, aprovechan para ofrecer a los viajeros experiencias diferentes con las que puedan descubrir más sobre este sector.

Así por ejemplo, en La Moderna (La Parrilla, Valladolid) invitan a los turistas a participar en las fiestas de la vendimia que en 2015 se celebrarán el 4, 5 y 6 de octubre. En la plaza principal de pueblo, tanto los locales como los turistas se reúnen para probar el primer mosto del año, contemplar los bailes típicos de la zona así como el tradicional pisado de la uva.

la moderna

Otra posibilidad es la que ofrecen en El Herrero de Pollos (Pollos, Valladolid). Al encontrarse en plena Tierra del Vino, algunas bodegas como las del Grupo Yllera y las del Hilo, son accesibles para descubrir más sobre este mundo, el del vino, que despierta el interés de turistas tanto nacionales como internacionales.

pollos

Una última recomendación, ésta también en Valladolid es la de La Cantara (Serrada), otro alojamiento enclavado en la Tierra del Vino y desde donde se pueden visitar numerosas localidades pertenecientes a diferentes rutas del vino. Una elección estupenda para quienes quieran descubrir en grupo esta zona.

cantara

Tags: , , ,

Publicado en Destinos

1 Comentario en “Ruta del Vino Ribera del Duero: una experiencia de enoturismo”

Mª Luisa Ortega del Val

La Casa Azul de la Ribera del Duero se encuentra en Mambrilla de Castrejón, pueblo Burgalés en plena Ribera del Duero, situado en la zona limítrofe entre Burgos y Valladolid, zona ideal para descubrir los vinos Ribera del Duero, 6 km de Roa de Duero, 15 de Peñafiel, 20 Aranda de Duero. Zona ideal para el enoturismo y el descanso y el despertar de los sentidos.

15/09/2015 11:55

Deja un comentario

Al pulsar en "Enviar comentario" aceptas el aviso legal

Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso