En el pequeño y pintoresco valle que se encajona en el mar hacia el embarcadero de Sorrizo, entre la playa de Barrañán y Caión, se conserva en regular estado un caserón que fue en otro tiempo el importante pazo de Cobadas.

Dos cuerpos principales de edificio y otras dependencias originales o añadidas modernamente forman el conjunto monumental, defendido por una muralla con portalón.

Sobre la puerta del edificio, formada por grandes dovelas, aparece un escudo barroco coronado por un yelmo con penachos y seis cuarteles pertenecientes a las familias Bermúdez, Castro, Lobera, Caamaño, Andrade, Rioboo, Vilardefrancos y Varela.

Otro escudo más sencillo, pero más antiguo, presenta algunos de los anteriores blasones más el de Figueroa. Todos ellos pertenecen a los históricos poseedores de este pazo que estuvieron relacionados con la Compañía y Milicias de Caión, sobre la que ejercían señorío los Bermáez de Castro.

Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso