Hotel La Plaça

(Madremanya, Girona)
Compartir:
Tipo alquiler
Habitaciones
Precio desde
62
Persona/noche
Capacidad
30 plazas
Opiniones
-
Deja tu opinión

Servicios y Características

Acceso a internetPiscinaSpa/jacuzziChimeneaAdmitimos MascotasCerca de la playaJardínAire acondicionadoTelevisión

Generales: Admisión Animales de Compañía, Restaurante / Bar - Cafetería, Sirven cenas, Sirven comidas, Sirven desayunos, WiFi

En Habitaciones: Baño en habitación, Cuna Disponible, Hidromasaje en Habitaciones, Teléfono en habitación, Televisión en Habitación

Situación: Acceso Asfaltado, Cerca de la Playa

Idiomas: Catalán, Español, Francés, Inglés

Interior: Aire Acondicionado, Calefacción, Chimenea, Comedor, Jacuzzi, Sala de Estar, Televisión

Exterior: Aparcamiento, Jardín/es, Piscina

Capacidad y distribución

Hotel La Plaça dispone de un total de 30 plazas distribuidas en habitaciones

Información

Situado a escasos 7 kilometros de la Costa Brava, este acogedor hotel que dispone de 9 habitaciones y un aparta-hotel es perfecto gracias a su privilegiada ubicación para llegar a sitios de interés tanto cultural, turístico como paisajístico.

Con unas magníficas vistas y un apacible y relajado modo de vida, la Garriguella te dará todo aquello que estabas buscando, la paz, la relajación, el confort y el trato especial por parte de sus trabajadores.

Dispone de diferentes tipos de habitación según las preferencias del viajero. Algunas disponen de una amplia terraza con jacuzzi, otras con bañera de hidromasaje y otras más amplitud interior.

Sin salir del hotel puedes disfrutar del relax y la tranquilidad en el jacuzzi, en la sauna o con un tratamiento de belleza y masaje, que te dejará una sensación de bienestar inigualable.

Para desconectar y hacer planes diferentes a los habituales.

Qué hacer

En los alrededores dispones de la oportunidad de realizar un gran número de actividades al aire libre. Se encuentra muy cerca el Parque Natural de l'Albera, un fantástico paraje que cuenta con un centro de reproducción de tortugas.

Destaca el triángulo daliniano, con el Museo en Figueres, el castillo que le regaló a Gala en Púbol y su casa de Portlligat. En este sentido debemos desplazarnos también a Cadaqués, un precioso pueblo pesquero que cautivó la mente de Dalí y que constituye una vista obligada para toda persona que acuda a la Costa Brava. Se sitúa en el Cabo de Creus, un lugar con pequeñas calas y preciosas playas.

Como monumentos que visitar encontramos el Monasterio de Sant Pere de Rodes, las ruinas de Ampurias con restos romanos y el poblado ibérico de Ullastret.

 

Mas información: Qué ver en Madremanya

Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso