Escapadas rurales para dos

7 Ene 2013 Beatriz Rodríguez Sin Comentarios

Es posible que después de tanta fiesta y tantos compromisos con la familia, amigos, etcétera, el cuerpo te pida un poquito de relax y te apetezca disfrutar de un plan tranquilo con tu pareja. ¿Y qué mejor opción para románticos en busca de paz que una escapada rural? Muchas casas rurales son conscientes de ello y, por ese motivo, se plantean como una solución perfecta para los que reservan ‘para dos’.

Casa Rural Azagalla SPA, en Umbrias (Ávila)

La Casa del Buen Amor (Gilgarcía, Ávila) tiene capacidad para cinco personas, aunque su nombre ya permite imaginar una romántica estancia en pareja. Además de conservar la arquitectura de la zona, dispone de un patio con barbacoa de leña, bañera con hidromasaje y unas hermosas vistas a la vertiente sur de la Sierra de Béjar. Ofrece maravillosos paseos por los alrededores, entre castaños y robles, escuchando el murmullo de los riachuelos.

En El Patio de L’Oroneta (Sierra Engarcerán, Castellón) podrás disfrutar de una casa rural de lujo, con spa gratuito y exclusivo 24 horas. Jacuzzi con cromoterapia, sauna finlandesa, pediluvio, solárium y la posibilidad de disfrutar de masajes y tratamientos spa. Si consigues abandonar la casa, dispones de numerosas actividades de aventura y de un interesante pueblo.

El Rincón de Pepa (La Zubia, Granada) tiene una decoración rústica, acogedora y romántica, con muebles antiguos. Su terraza ofrece unas estupendas vistas de Granada y Sierra Nevada. Si te animas, tu pareja y tú podéis visitar una zona tan hermosa como Las Alpujarras, a menos de una hora.

La Llavona (Cabranes, Asturias) se encuentra en el corazón de la Comarca de la Sidra. En ella podrás saborear la bebida asturiana por excelencia, su mermelada de elaboración casera y una de las mejores gastronomías de la Península. También podrás relajarte en su salón con chimenea, en su biblioteca o visitar el Museo del Jurásico (en Colunga), el de la Sidra (en Nava). Cuentas también con las interesantes rutas del prerrománico y románico asturiano.

Azagalla SPA (Umbrías, Ávila) se compone de cinco alojamientos especialmente diseñados para aquellos que no conciben las escapadas en pareja sin un spa en condiciones, ya que cuentan con espacio bienestar de uso exclusivo. También ofrece una estancia para leer y unas hermosas vistas de la Sierra de Gredos o de la Plaza Sol.

La Venta del Alma II (Robledo de la Guzpena, León) es una antigua casona de piedra y roble, de principios del siglo XIX, en la que podrás disfrutar de los sonidos del viento entre los árboles y del cercano arroyo. También podrás dar paseos que desearás que no terminen nunca por sus robledales o realizar numerosas actividades de naturaleza, aventura, ocio y cultura.

Paraíso del Júcar (Alcalá del Júcar, Albacete). Destaca su pequeña cueva con jacuzzi, sensacional. Alcalá del Júcar es, además, una localidad perfecta para el turismo de interior, gracias a los monumentos propios de su esplendoroso pasado que aún conserva. No pierdas la oportunidad de visitar su castillo, la iglesia de San Andrés, el puente romano o las cuevas del Diablo, Masagó y Garadén.

En El Huequecito (Quesada, Jaén) encontrarás una casa tradicional en una zona tranquila, con vistas al Parque Natural de Cazorla. Este entorno es ideal para la práctica de actividades relacionadas con la naturaleza: senderismo, observación de aves, etcétera, además de la posibilidad de saborear una deliciosa gastronomía local.

Estos son solo algunos ejemplos. Si quieres conocer la oferta en otros destinos, no dudes en consultar el resto de casas rurales para dos personas. Además, en unas semanas te presentaremos propuestas concretas para que este año San Valentín sea más romántico que nunca.

Publicado en Algo Especial

Deja un comentario

Al pulsar en "Enviar comentario" aceptas el aviso legal

Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso