El Hosquillo, el Parque de Félix Rodríguez de la Fuente

20 Jul 2016 Jennifer García Sin Comentarios

Quienes hayáis seguido a Félix Rodríguez de la Fuente durante toda su carrera, sabréis que uno de los documentales más importantes de su longeva saga El Hombre y la Tierra, el primero, fue precisamente grabado en el Parque El Hosquillo, o más comúnmente conocido como El Hosquillo a secas, en Cuenca.

Fuente: Parque El Hosquillo

Fuente: Parque El Hosquillo

Forma parte del espectacular Parque Natural de la Serranía de Cuenca con unas 910 hectáreas de extensión en la que habitan todo tipo de animales y donde se encuentra la más variada vegetación.

Historia de El Hosquillo

Fuente: Parque El Hosquillo

Fuente: Parque El Hosquillo

Por iniciativa de la Junta de Comunidades de Castilla – La Mancha, en 1964 se crea esta reserva de caza mayor. En su interior se crían muchas especies de animales cinegético, una actividad que finalmente acabó por combinarse con la de turismo: muchos interesados en este tipo de espacios vieron en El Hosquillo un potencial lugar para hacer senderismo al mismo tiempo que se combina con todo tipo de rutas.

Desde 1986 la gestión del parque, que continúa en manos de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, gira un poco y comienzan a hacerse estudios de la fauna y flora al mismo tiempo que labores de conservación para preservar lo mejor posible esta zona natural conquense.

El Hosquillo y Félix Rodríguez de la Fuente

La serie de documentales, El Hombre y la Tierra, de Félix Rodríguez de la Fuente comenzó precisamente en este Parque. “En plena Serranía de Cuenca, ocupando una fosa tectónica de pinares, y atravesada por un río cristalino, se encuentra el Parque Cinegético Experimental de El Hosquillo”. Con estas palabras describía el burgalés este parque en 1976, unos años después de que se pusieran en marcha por la Junta este proyecto natural.

El tesón y el empeño dedicado a la conservación de este parque fue una tónica a lo largo de toda su carrera televisiva. Al naturista le preocupaba la desaparición del oso, una de las joyas más importantes de la fauna que habitaba en el parque. De hecho, su labor y su trabajo aún puede verse a día de hoy. El Hosquillo es uno de los pocos parajes naturales donde todavía habitan osos en España.

Osos en El Hosquillo

Fuente: Parque El Hosquillo

Fuente: Parque El Hosquillo

Probablemente para muchos El Hosquillo apareció en sus vidas precisamente con el reportaje de Félix Rodríguez de la Fuente. Pero para los amantes de la fauna ya era un lugar sagrado sobre todo los admiradores de los osos. En España hay varios lugares donde ver osos, y uno de ellos es esta reserva natural. Aunque hace muchos años fue un rincón muy importante para esta familia de animales, actualmente la colonia ha quedado reducida a dos: Paca y Tola, dos osas que hace poco quedaron huérfanas después de que un furtivo matara a su madre.

Pero sería injusto quedarnos solo con el oso como animal representativo de esta zona. De hecho entre las aves es interesante destacar al halcón peregrino, el buitre leonado o el gavilán.

Ya en la tierra, el oso tiente que compartir el espacio con cabras montesas, jabalíes, ciervos o corzos. Destacar también la presencia del lobo ibérico en estado de semilibertad.

Fuente: Parque El Hosquillo

Fuente: Parque El Hosquillo

Alojamientos rurales en El Hosquillo

La localidad más cercana al Parque es Las Majadas (Cuenca). Para alojarse lo más próximo posible, habrá que hacerlo precisamente en este pueblo donde cuentan con establecimientos rurales como Los Apartamentos El Cabo, un conjunto de 4 casas con diferentes capacidades totalmente equipadas en el interior y con instalaciones como el jardín con barbacoa y columpios ideales para viajar con niños.

139154_apartamentos-el-cabo_1367502807_o

Otra localidad cercana es Villalba de la Sierra, en la que puedes encontrar más alojamientos para unos días cerca del Parque.

Sin duda es un espacio del interior de España que merece la pena conocer. No solo por la belleza de la naturaleza sino por la amplia variedad de especies que habitan en su interior. Un rincón perfecto para escapar de la contaminación, llenar los pulmones de aire puro y contagiarte de esta tranquilidad que solo lugares como este son capaces de ofrecer.

Deja un comentario

Al pulsar en "Enviar comentario" aceptas el aviso legal

Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso