Badajoz cultural y natural. Un recorrido por la provincia

23 Feb 2018 Jennifer García Sin Comentarios

Aunque las comunicaciones con Extremadura en general y con Badajoz en concreto no sean las mejores, tienes que hacer un hueco en tu agenda para en algún momento visitar esta provincia. Su desconocimiento no tiene justificación alguna. Historia, cultura, gastronomía, naturaleza…tiene todo lo que le puedes pedir a un destino.

Badajoz

Fuente: JL Sardiñas

¿Por qué visitar Badajoz?

Badajoz tiene una ubicación perfecta para quienes están en la mitad oeste de la península. Se puede acceder fácilmente por carretera (ya sabemos los problemas que tienen con el tren en esta comunidad). La otra mitad del país, la este, que tiene más horas de camino, puede aprovechar el viaje para pasar más días en la provincia e incluso para dar el salto a Portugal. Badajoz tiene esa cualidad de haber pasado desapercibida durante mucho tiempo. Quizá el eclipse que ejerce Cáceres sobre ella, haya hecho que no haya sido explotada lo suficientemente. Pero Badajoz esconde mucho. Mucho gastronómicamente. Mucho naturalmente. Mucho históricamente. Cuando no tengas un destino decidido para tu próxima escapada, ten muy en cuenta esta provincia. Quien la visita no se siente defraudado. Y su turismo rural es incomparable.

Casas rurales en Badajoz»

 

Badajoz natural

Ni árida ni estepa. El verde también tiene su protagonismo en Badajoz. Sus monumentos naturales te sorprenderán por la grandiosidad de muchos de ellos.

La Joyona

La Joyona

Fuente: Wikipedia

¿Has oído hablar de La Joyona? Probablemente si eres de cerca, sí que lo hayas visitado, pero el desconocimiento nacional es muy grande (y muy grave), por lo que aprovechamos este artículo para presentártelo. La Mina La Joyona es un monumento mineral de donde se extraía hierro y de la que se piensa, su primer uso data de la época romana. Durante los primeros 25 años del siglo XX llegó a emplear hasta 500 mineros. Una cifra que fue reduciéndose hasta que finalmente se llegó al total abandono. Ahora, lejos de ser explotada como antiguamente, ha pasado a ser un ecosistema en el que conviven aves rupícalos con murciélagos y helechos.

Cuevas de Fuentes de León


Llegados a considerarse como los orígenes extremeños, en estas cuevas ubicadas en Fuentes de León, en plena Sierra Morena de Badajoz, se han llegado a encontrar yacimientos neolíticos y paleolíticos. Desde 2001 es Monumento Natural de Extremadura y sus aproximadamente 200 hectáreas guardan un incalculable valor faunístico y arqueológico.

Extendiéndose a lo largo de 1.020 hectáreas, el ecosistema de su interior es inmenso: jabalíes, ciervos, águilas o cernícalos conviven entre sí en un entorno donde las encinas, los alcornoques, los sauces o los chopos se encargan de poner su parte de flora.

En total hay cinco cuevas: la del Agua, Masero, los Postes, los Caballos y la Lamparilla. Es interesante destacar el lago de más de 200 metros que se encuentra en la Cueva del Agua. Todo un escenario de incalculable valor geológico que ahora todo el que quiera visitarlo.

Reserva regional del Cíjara

Otro espacio natural imperdible y del que por desconocimiento o falta de comunicación no es demasiado famoso. Pero que no nos engañe esta falta de información, que no hayamos oído hablar de ello no significa que su valor no sea incalculable. Tiene una extensión de 25.000 hectáreas y desde 1996 es reserva natural para la protección de espacios de caza. Por la variedad de fauna, se trata de una de las zonas de España donde conviven más especies protegidas. La Reserva del Cíjara además propone muchas actividades para conocer más, mejor y de cerca la esencia del parque.

Badajoz cultural

Hernan Cortés

Extremadura en general es tierra de conquistadores. Hernán Cortés de Medellín (Badajoz) o Francisco Pizarro de Trujillo (Cáceres), son dos de los nombres más importantes que en términos conquistadores tienen más importancia en la región. En sendas localidades se han levantado monumentos honoríficos a cada uno de ellos.

Alburquerque

La historia y valor cultural de Badajoz se extiende por toda la provincia. Alburquerque es una de las experiencias que hay que tener. Esta localidad de poco más de 5.000 habitantes se ha convertido en uno de los destinos principales para quienes buscan cultura e historia. Probablemente su construcción más emblemática sea el Castillo de Luna, muy próximo a la frontera entre España y Portugal. Desde 1933 está declarado Monumento Nacional. Pero Alburquerque también tiene su barrio gótico judío, y una soberbia muralla que recorrer mientras caminas por sus calles. Y como pueblo completo que es, no podrían faltar las pointura rupestres. En el risco de San Blas, un pequeño sendero cerca del pueblo, podrás encontrar esta obra de arte que desde 1924 están catalogadas como Bien de Interés Cultural.

Burguillos del Cerro

Badajoz también es gastronomía. Para dar auténtico placer a tu paladar, vete hasta Burguillos del Cerro. Su chuletón de retinto o los excelentes vinos con Denominación de Origen Ribera del Guadiana son algunos de los productos que no te puedes ir sin haber probado.

Los templarios tuvieron un papel muy importante en la historia del pueblo. A ellos se les dedica el Centro de interpretación de la Orden del Temple, ubicado en la iglesia de San Juan Bautista. Manuscripos, mapas o tácticas guerreras pueden verse en este centro.

Deja un comentario

Al pulsar en "Enviar comentario" aceptas el aviso legal

Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso