El pueblo de Endrinal de la Sierra se halla situado a 929 metros de altitud, entre dos altozanos de escasa entidad -949 m.- que lo flanquean por el este y por el sur y que reciben el nombre de Caripucha y Peña Milanera, respectivamente.

Al norte del pueblo se extienden las dehesas de Villar de Leche y Aldeanueva de Campo Mojado. Por el este, en el ámbito de la Granja de Monreal y la Calamorra, el terreno montuoso se cubre de robles y encinas; por el sur, aparecen prados y cultivos de cereal; por el oeste, hay una zona de vegas, en fin, a la altura de los Llanos y el Palomino, una sucesión de prados y bosques, alternando con zonas de erial. Geológicamente, predomina el terreno arcilloso, con sustrato rocoso constituido por pizarras silíceas, salvo una estrecha franja de materiales calizos al este y centro del pueblo.

Los principales recursos con que cuenta el Endrinal provienen de la ganadería (1.121 hectáreas de pastos) y, en menor medida, de la agricultura (698 hectáreas), sobre una extensión total de 3.372 hectáreas.

Antaño, se plantaba lino en las vegas; en algunos lugares, como en la Fontanilla, se sembraba una ribera de linares durante dos años consecutivos, y , al tercero, trigo; en terrenos de la Fuente del Moro se cultiva lino el primer año, trigo el segundo y se dejaba descansar el tercero.

Hasta mediados de siglo, la fabricación de carros, así como también la artesanía del calzado, dieron cierto renombre a la industria local. En el terreno artístico, cabe resaltar la inventiva y el arte de algunos comediantes, vecinos del pueblo, hábiles escenificaciones de entremeses y otras obras de entretenimiento. Se recuerdan los nombres de Juan Antonio Calama Cánovas, Miguel de Arriba Roscas y José Miguel Martín Peltrechos. En el ámbito de la artesanía popular, citaré a Julio Pablos, autor de primorosas tallas en madera.

Endrinal posee una iglesia parroquial de notable interés. Se trata de un edificio del siglo XVI, restaurado parcialmente en los siglos XVII y XVIII. Consta de tres naves; la sección central del mismo es de mampostería, siendo de sillería de granito la cabecera, con bóveda de nervadura de tradición gótica y contrafuertes y decoración de bolas al exterior. En la fachada que mira al sureste aparece grabada la fecha de 1572. El edificio se alza en un lugar eminente, circundado de un atrio, en medio de las casas del pueblo. Posee dos puertas abiertas al noroeste y sureste. Adosado a la iglesia hay un campanario, loa ángulos de cuya torre están rematados por sendas figuras de angelotes, al estilo de las que ostenta la de Monleón. Las campanas de la torre de Endrinal proceden, al parecer, de la antigua iglesia de la Magdalena que había en Villar de Leche.

Existen indicios de poblamiento antiguo en los alrededores de Endrinal de la Sierra. Así lo prueba el hallazgo, en el Lombo, de diversas piezas de cuarcita prehistóricas, las cuales han examinado el profesor Benito del Rey y don Ramón Grande del Brío. Se han descubierto, además, sepulturas y cerámica tardorromanas en el alto de la Peña Milanera. Por otro lado, el nombre de Endrinal aparece citado ya en el libro de la Montería, escrito por Alfonso XI hacia el año 1340.

Que visitar en Endrinal

CASAFRANCA
Casafranca
Foto: Dejavú Panoramio
0 opiniones 0
MONLEON
Monleon
0 opiniones 0
Los Santos
Los Santos
0 opiniones 0
Sierra De Béjar
Sierra De Béjar
0 opiniones 0

Opiniones sobre Endrinal

Pueblo tranquilo con habitantes acogedores. En verano con buena temperatura. Con bares y casas rurales.
Se puede pasar los meses de verano muy agradablemente.
Paseos por el campo visitando los bonitos alrededores.
01/02/2015 20:11

Deja tu opinión sobre Endrinal

Al pulsar en "Enviar Opinión" aceptas el aviso legal
Las fotos de Logo Panoramio están bajo el copyright de sus autores
Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso