Torremolinos

Qué ver en Torremolinos

(0 Opiniones)

Torremolinos se encuentra ubicado en la parte sur de España, concretamente en la Costa del Sol, comarca andaluza que comprende parte del litoral de la provincia de Málaga. El término municipal de Torremolinos se extiende en la franja litoral que va de la desembocadura del río Guadalhorce a Benalmádena y que sube hacia las laderas de la Sierra de Mijas. Ocupa una extensión aproximada de 20 Km2.

Entre esta sierra y el mar, el relieve es suave y forma como una gran cuesta cubierta en su parte alta de pinar y en el resto por un paisaje urbano variopinto que se asoma a grandes playas medio ocultas por todo tipo de construcciones turísticas. Aunque es el municipio más joven de la historia reciente de Málaga (ya lo había sido antes de unir sus tierras a las del municipio de Málaga, del que ahora se ha segregado), su situación costera en una zona de vieja historia le convirtieron en lugar de asentamiento de las primeras civilizaciones. Pero antes ya había estado aquí el hombre como lo demuestran los restos de hace unos 150.000 años encontrados en sus cuevas y grutas. Por sus costas pasaron fenicios, griegos, romanos y árabes que encontraron en estas tierras todo lo que se podía desear en aquellos tiempos: refugio, agua, pesca, caza y buen clima.

Bañado por el mar Mediterráneo, disfruta de un clima subtropical, con una temperatura media de 22º C este privilegio climático hace posible visitarle en cualquier época del año.

A doce kilómetros de Málaga capital y a sólo 4 del aeropuerto internacional, Torremolinos cuenta con una magnífica red de comunicaciones por carretera: autovías que permiten, por ejemplo, viajar hasta Granada en menos de hora y media o hasta Sevilla en poco más de dos horas, siempre sin abandonar las autovías. También por ferrocarril es sencillo el acceso, ya que desde la estación principal de Málaga parte un tren de cercanías, llegando hasta el mismo centro de la localidad.

En su término municipal se han encontrado restos del Neolítico y de la época romana. Pero las primeras noticias escritas que relatan su historia se remontan a los últimos años de la conquista cristiana, cuando, tras la toma de Málaga por los Reyes Católicos, se adscriben al municipio de Alhaurín de la Torre las tierras de Churriana y las de los Molinos de la Torre. En 1502, pasó a formar parte del término de la ciudad de Málaga con el nombre de Torres de Pimentel.

Su origen y nombre se debe a una torre vigía y a los molinos construidos para moler el trigo, dispuestos en perpendicular al mar para aprovechar la fuerza de las aguas de sus manantiales. Aparece en el mapa del Marqués de la Ensenada, realizado en 1748, con el nombre de Torre de los Molinos, de donde procede su denominación actual.

Posteriormente la costa se protegió con castillos y torres de defensa. Uno de los más importante era el Castillo de Santa Clara, construido en la segunda mitad del siglo XVIII sobre los restos del antiguo fortín (hoy desaparecido y su lugar ocupado por un complejo hotelero).

Desde 1813 hasta 1924 fue municipio independiente, fecha en la que volvería a formar parte del término de Málaga. Un nuevo impulso, que viene a cambiar definitivamente la fisonomía de Torremolinos, así como la actividad económica y la forma de vida de sus habitantes, se produce en la segunda mitad del siglo XX, cuando el progresivo desarrollo turístico, que se inicia en los años sesenta, transforma a esta localidad en una de las más conocidas del panorama turístico mundial. El 27 de septiembre de 1988, la Junta de Andalucía, a petición de sus vecinos, lo declara nuevamente municipio independiente.

Aunque su historia parece que se inicia en 1489, Torremolinos es el producto típico del boom turístico de los años sesenta, que convirtió una pequeña población de pescadores compuesto por la calle San Miguel y las barriadas de El Calvario, el Bajondillo y la Carihuela, en una extensa y populosa ciudad dedicada íntegramente al turismo de sol y playa, que ofrece extensas playas y todo tipo de instalaciones conexas; a lo que hay que añadir la existencia de un Palacio de Congresos que ha sido en numerosas ocasiones lugar de encuentro de importantes reuniones internacionales. Así inicia un despegue económico y urbano, que le convierte en la actualidad en uno de los núcleos de actividad más importantes entre los destinos turísticos. Son sobre las barriadas de El Bajondillo y la Carihuela, sobre las que ha girado el desarrollo turístico debido a sus excepcionales playas, las cuales son conocidas como punto de referencia de los destinos de sol y playa en todo el mundo.

De su pasado conserva algunos rasgos en la barriada del Bajondillo y de la Carihuela, pero sobresale la Torre de Pimentel. En el aspecto histórico uno de los puntos a conocer es el antiguo molino situado al final de la calle San Miguel, el único que se mantiene en pie. Es precisamente la calle San Miguel visita obligada de cuantos turistas llegan a Torremolinos, en esta calle peatonal se encuentra una línea continua de comercios y tiendas de todo tipo que ofrecen al visitante desde los productos típicos del municipio, hasta los sobradamente conocidos "souvenirs" imprescindibles en todo centro turístico internacional de primer orden. Digno de visitar es el famoso paraje de la "Roca", que divide la línea de la costa en dos mitades. Dentro de los núcleos de arquitectura popular sobresalen La Carihuela, típica barriada marinera, y la zona de El Calvario.

También merecen mención la iglesia parroquial de Nuestra Señora del Carmen, el antiguo Colegio de Huérfanos de Ferroviarios; Palacio de Congresos; el barrio de pescadores " La Carihuela"; Antiguo Colegio de Huérfanos de Ferroviarios;
casa de los Navaja, del siglo XIX.

Siete kilómetros de costa es lo que ofrece el municipio de Torremolinos, seis playas y un paseo marítimo que parece no tener fin. Sus playas están perfectamente equipadas con hamacas, duchas, aseos, primeros auxilios, torres de vigilancia, chiringuitos, bares, restaurantes comercios. En sus aguas se puede practicar la vela, el windsurf, moto acuática y toda clase de deportes náuticos. Las seis playas principales de Torremolinos son: El Saltillo, Montemar, La Carihuela, El Bajondillo, Playamar y Los Álamos. El paseo Marítimo las va acompañando de principio a fin. Este paseo llega hasta el Puerto Deportivo de Benalmádena. La Carihuela está unida al Bajondillo a través del saliente rocoso del Castillo de Santa Clara (Punta de Torremolinos). Los siete kilómetros de litoral se han convertido en un impresionante paseo peatonal. Además de sol y playa todavía sobrevive el núcleo del antiguo pueblo donde se puede degustar, en los restaurantes de pescadores, deliciosas frituras de pescado muy típicas en Málaga.

Descubra Torremolinos paseando por sus calles y conectando con sus gentes muy hospitalarias, disfrute de un destino turístico lleno de emociones tanto por el día como por la noche.

Que visitar en Torremolinos

Aquapark Torremolinos
Aquapark Torremolinos
0 opiniones 0
Palacio de Congresos
Palacio De Congresos
Foto: Ghjenk Panoramio
0 opiniones 0
La Carihuela
La Carihuela
0 opiniones 0
Playamar / El Retiro
Playamar / El Retiro
0 opiniones 0
ARROYO DE LA MIEL
Arroyo De La Miel
Foto: ramtto Panoramio
0 opiniones 0
El Bajondillo
El Bajondillo
0 opiniones 0
Alhaurin De La Torre
Alhaurin De La Torre
Foto: Frank-cp Panoramio
0 opiniones 0
Churriana
Churriana
0 opiniones 0

Deja tu opinión sobre Torremolinos

Al pulsar en "Enviar Opinión" aceptas el aviso legal
Las fotos de Logo Panoramio están bajo el copyright de sus autores
Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso