Tierras de gran riqueza paisajística y monumental, los pueblos de la zona siguen correspondiéndose en la mayoría de los casos a la fisonomía típica de población manchega, es decir, conjuntos de casas blancas agrupadas en torno a la plaza y a la iglesia del pueblo, cuya torre asoma por encima de los tejados divisándose desde varios kilómetros de distancia. Es así el símbolo de estos pueblos que de esta forma y desde la distancia se nos anticipa la localidad a la que nos estamos aproximando.

La zona a la que se hace referencia en esta página se encuentra al este de la Comunidad Autónoma de Castilla-La Mancha, comprende buena parte del norte de la provincia de Albacete, y el sur de la de Cuenca. Toda esta comarca está enmarcada al Norte por la Serranía conquense, al Sur por los llanos de La Mancha de Montearagón, al Oeste por La Mancha central, y finalmente al Este por la parte castellana de la provincia de Valencia, límite que se encarga de ir marcando el río Cabriel.

Toda esta tierra se encuentra regada por los mencionados ríos Júcar y Cabriel, dos de los más verdes ríos de toda España cuyas aguas acaban volcadas al Mar Mediterráneo.

Son multitud de cañadas, arroyos, riachuelos, etc. los que surcan estas tierras lo que confieren a toda la comarca un carácter más fresco y verde respecto a otras zonas manchegas más áridas.

Es muy numeroso el patrimonio monumental y arquitectónico a resaltar en toda esta zona, ya que han sido muchos los siglos de historia vividas por todos estos pueblos.
Muchos de ellos tienen importantes restos de época romana (Iniesta, Las Valeras) otros conservan un importante patrimonio árabe con las murallas almohades de Jorquera, y sobre todo monumentos medievales como Alarcón, La Roda, Alcalá del Júcar, Ves,etc.

Muchas de estas localidades conservan un importantísimo patrimonio tanto civil (casonas de los siglos XVI-XVIII) como religioso (iglesias, conventos santuarios) este rico patrimonio lo podemos contemplar en Sisante, Campillo de Altobuey, Tarazona de la Mancha, La Roda, Villanueva de La Jara, Iniesta, Jorquera, Alarcón, etc. Muchas también poseen bellísimas iglesias góticas (Jorquera, La Gineta, Mahora, Villanueva de la Jara, etc.) o renacentistas (Tarazona, Campillo, La Roda, Almodovar del Pinar, Alarcón, Motilla, Casas Ibáñez ) incluso algunas ya con retazos barrocos (Madrigueras, Fuentealbilla, Alborea, camarín de la iglesia de Villanueva de la Jara, etc.).

El paisaje predominante es la llanura ondulante cubierta de cultivos y pinares. Unidad paisajística por su particular topografía, climatología e hidrografía que junto con las connotaciones culturales concede personalidad propia a esta tierra. Sin embargo los dos ríos que caracterizan esta comarca (Júcar y Cabriel) han labrado con el paso de los siglos un entorno natural de impresionante belleza, dando lugar a una variante climática algo más húmeda.

Como en la mayoría de localidades españolas, la gastronomía de toda la zona es muy carácterística y está muy relacionada con lo que ha sido la forma de vida tradicional durante muchos años de los habitantes de estos pueblos.
Quizás el producto más autóctono de toda la comarca sea el gazpacho manchego que poco tiene que ver con el andaluz ya que se trata de un guiso compuesto por conejo o pollo, setas, laurel y la torta especial para el gazpacho.Otros de los platos tradicionales de esta tierra tiene que ver con la matanza del cerdo, como el ajo de mataero, sin desmerecer las longanizas, salchichón, y morcillas que junto el jamón que se obtienen de este animal doméstico que junto con el cordero componen la base de los guisos típicos manchegos.

Que visitar en La Recueja

Jorquera
Jorquera
2 opiniones 0
Casas Del Cerro
Casas Del Cerro
0 opiniones 0
Alcala Del Jucar
Alcala Del Jucar
Foto: mi§oad Panoramio
2 opiniones 0

Deja tu opinión sobre La Recueja

Al pulsar en "Enviar Opinión" aceptas el aviso legal
Las fotos de Logo Panoramio están bajo el copyright de sus autores
Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso