Monte da Cabeça Gorda

(Evora, Evora) Compartir:
Tipo alquiler

Íntegro/Habitaciones
Precio desde
30
Persona/noche
Capacidad
24 plazas
Opiniones
-
Deja tu opinión

Capacidad y distribución

Monte da Cabeça Gorda dispone de un total de 24 plazas distribuidas en habitaciones

Información

En una casa de más de 200 años, cuyos orígenes se basaban en la producción de aceite. El complejo, que recibe el nombre de Monte da Cabeça Gorda está compuesta por un conjunto de 3 hectáreas, que dista de la villa de Alcázobas por tan solo 1 kilómetro.

Sus tierras, dedicadas al pastoreo y plagado de olivos le enamorarán sin ningún remedio. Esta casa fue rehabilitada hace un tiempo, cambiando su historia agrícola y ganadera. 

Lo que una vez fueron los establos han sido convertidas ahora en cómodas habitaciones dobles equipadas con camas de matrimonio o individuales, todas ellas equipadas con calefacción y un cuarto de baño privado. Unas habitaciones a través de las cuales se puede acceder a la piscina y a la terraza. 

Lo que en su día fue una casona agrícola, consideranda actualmente obsoleta se divide en cuatro apartamentos con capacidad para cuatro personas en cada uno de ellos. Compuestos por una habitación doble, con una cocina americana que da lugar a una pequeña salita y un cuarto de baño privado.

Cada uno de estos apartamentos se completan con una zona exterior practicamente privada que da lugar a la piscina común

Qué hacer

La ubicación aislada de Monte da Cabeça Gorda le permite a los visitantes poder disfrutar de una experiencia que jamás podrá olvidar. Descanse en este paraje u opte por realizar un sin fin de actividades en los alrededores. 

Dentro del propio complejo puede realizar algunas actividades como el poder desconectar en la piscina, o poder conocer la naturaleza gracias a los animales, que forman siempre parte de la experiencia. 

En cuanto a las visitas que puede realizar por los alrededores, es de obligado cumplimiento la parroquia de Alcaçovas que se esconde entre las casitas blancas de la ciudad de Alentejana. En cuanto a la ciudad de Évora, pasee por la ciudad empapándose por esos detalles que la ha convertido en Patrimonio Mundial.

Si lo que quiere es relajarse, dejesé caer por Alqueva, el Gran Lago considerador reserva para observar las estrellas por la UNESCO, o en la playas, entre las que destacan la Comporta y la Troia.  

Entre las actividades destacan los paseos en bicicleta, la pesca para los más pacientes y poder realizar picnic mientras descubre de la flora y fauna portuguesa.

 

 

 

Mas información: Qué ver en Evora

Área viajero
Entrar con tu cuenta
Pulsando entrar aceptas las condiciones de uso